Diablo® III

Armas y Armaduras

Armas: las espadas, los arcos y las varitas, por ejemplo, afectan tu daño, es decir, lo mortíferos que son tus ataques para tus oponentes. Mientras más alto sea el número, mayores probabilidades tendrás de herir de gravedad a tus enemigos. Conforme obtengas mejores armas, más rápido matarás a oponentes débiles y causarás mayor daño a los más pesadillezcos invasores de Santuario. Podrás ver tu índice de daño en la sección de atributos del menú de personaje (tecla predeterminada “C”).

Cuando encuentres un arma nueva podrás darte una idea de cómo se compara con la que tienes actualmente si colocas el puntero del ratón sobre la misma (verás un texto que dice “cambio en estadísticas al equipar”).

Armadura: los cascos, los escudos y los trajes de armadura de placas, por ejemplo, aumentan tu índice de armadura, que representa tu resistencia al daño. Mientras más alto sea este número, menos daño recibirás de los ataques del enemigo. Conforme mejores tu armadura, no sólo estarás mejor protegido, sino que reistirás embates que previamente te habrían matado de manera instantánea. Podrás ver tu índice de armadura en el menú de personaje (tecla predeterminada “C”).

Blandir Dos Armas y Armas a Dos Manos

Cuando escojas habilidades para complementar tu armamento (o viceversa), verás una elección fundamental: ¿usar un arma a dos manos, un arma y un objeto en la otra mano, o (si eres un Bárbaro, Monje o Cazador de Demonios) blandir dos armas al mismo tiempo? La respuesta se encuentra en tu estilo de juego predilecto y las habilidades qeu selecciones.

Si necesitas ayuda para decidir, considera lo siguiente y adapta tu estrategia según convenga:

  • Blandir dos armas te proporciona un incremento fijo de 15% a tu velocidad de ataque. Este bono aumenta tu daño por segundo.
  • Cuando blandes dos armas al mismo tiempo, alternas el arma que usas para atacar. Tu daño se basa en el arma con la que golpeas al enemigo y NO en la combinación de ambas armas. El daño base al blandir dos armas será generalmente más bajo que cuando esgrimes un arma comparable a dos manos.
  • Equipar dos armas significa que podrás recibir bonos de ambos objetos (por ejemplo, +20 fuerza y +22 fuerza de un par de espadas para un total de +42 fuerza). Usualmente recibirás más bonos a tus estadísticas (y tendrás más espacio para engarzar gemas) al blandir dos armas.
  • Usar dos armas te proporciona mayor velocidad de ataque, lo que genera recursos más rápido que cuando usas armas a dos manos.
  • Las armas a dos manos tienen valores de daño más altos por golpe que las armas a una mano. Las habilidades qeu causan daño de arma significativo (200% de daño de arma, por ejemplo) causarán mucho más daño al golpear (y asestar golpes críticos), lo que te permitirá derrotar enemigos con gran cantidad de vida en menos ataques que si utilizaras armas a una mano comparables.

Por lo general, blandir dos armas es benéfico para tu velocidad de ataque, la generación de recursos, las habilidades que cuentan con probabilidad de activación al golpear, bonos de atributo y engarzado de gemas. Las armas a dos manos potencian los ataques con alto daño de arma, los golpes críticos y los ataques con efecto de área.

Propiedades

No toda arma o armadura es adecuada para cada héroe. Así como las habilidades son específicas para cada clase (el Santero jamás tendrá acceso a los saltos del Bárbaro y éste jamás aprenderá a reanimar a los muertos para convertirlos en espantosos títeres), el armamento no es la excepción.

Coloca el puntero de tu ratón sobre un objeto si deseas más información.

La mayoría del armamento está restringido por nivel. Si no cumples el requisito de nivel, no podrás equipar el objeto hasta que obtengas más experiencia. Por ejemplo, un Bárbaro de nivel 3 no podrá blandir un hacha que requiera nivel 8.

De igual manera, hay armamento restringido según la clase de personaje. Por ejemplo, sólo los Cazadores de Demonios podrán usar ciertas armas a distancia y únicamente los Bárbaros podrán blandir armas de tamaño masivo; cada héroe cuenta con armamento único y particular de su clase. Dichos objetos son hechos a la medida y proporcionan bonos a una, o más, de las habilidades de la clase en cuestión.

Cada pieza de armamento cuenta también con un índice de durabilidad, una medida de la cantidad de daño que puede soportar antes de romperse y perder su utilidad. Conforme uses tu armamento, su durabilidad disminuirá ligeramente. Cuando recibas daño, la durabilidad disminuirá de manera más evidente. Si mueres, la durabilidad de todo el armamento que traigas equipado disminuirá de modo significativo.

Puedes revisar los índices mínimos y máximos de durabilidad de un objeto si colocas el puntero del ratón sobre el ícono del mismo (esto se mostrará así: Durabilidad 52/60).

Cuando la durabilidad de un objeto llegue a cero, ya no te proporcionará ningún bono aunque lo tengas equipado. Los mercaderes en el pueblo tienen la capacidad de reparar objetos dañados por una módica suma.

Calidad

Notarás otra distinción importante entre estos objetos aún antes de que los recojas o los compres. Todo objeto en Diablo III cuenta con un nivel de calidad, indicado por el color de su nombre y texto relacionado.

  • Comunes: son de color blanco y, por lo general, los más débiles. Tienen los requisitos de nivel más bajos y, usualmente, ninguna propiedad especial.
  • Mágicos: son de color azul. Poco comunes y tienden a ser versiones mejoradas de sus contrapartes comunes. Los objetos mágicos siempre tendrán, al menos, una propiedad especial como se muestra aquí.
  • Raros: son de color amarillo. Es difícil encontrar estos objetos, pero es muy probable que te serán de gran utilidad. Los objetos raros siempre cuentan con diversas propiedades benéficas.
  • De Conjunto: son de color verde. Estos objetos tienen similitudes con el armamento raro, pero cuentan con un bono adicional: cada pieza individual constituye parte de un conjunto (por ejemplo, espada, escudo y casco). Al equiparlos en tándem con otros objetos del conjunto tendrás beneficios extras.
  • Legendarios son de color anaranjado. Estos objetos son míticos y extremadamente singulares, pero de inmenso poder. Si tienes la fortuna de encontrar uno, ¡regocíjate!

Será necesario identificar los objetos de conjunto y legendarios para revelar sus propiedades. Una vez recolectados, los objetos sin identificar son reconocibles por su simbolo de “?”. Puedes identificar un objeto haciendo clic derecho o utilizando el Libro de Cain en tu mapa minimizado para identificar todos los objetos al mismo tiempo.

Además de los bonos a los atributos, el armamento cuenta con otro tipo de propiedades: armas que succionan vida de los monstruos, botas que aumentan tu velocidad de movimiento, armadura que mejora tu índice de regeneración de salud y muchas otras características misteriosas.

Mercaderías

Además del armamento, que permanecerá en tu inventario hasta que lo vendas o lo destruyas, también hallarás consumibles que te ayudarán a sobrevivir. Podrás comprar ciertos objetos, mientras que otros son raros y tendrás que encontrarlos. A continuación presentamos algunos ejemplos de estos objetos de uso limitado:

Pociones: brebajes místicos que te proporcionan sanación inmediata y restauran una porción de tu Vida según su potencia. Hay muchos tipos de pociones de salud. Las más débiles (por lo general con los prefijos “inferior” o “menor”) te proporcionarán beneficios menos significativos que las de mayor potencia.

Después de consumir una poción, deberás esperar a que termine un breve periodo de reutilización.

Tintes: sirven para cambiar el color de tu armadura. Una botella equivale a una pieza de tu armamento, así que deberás obtener varias para poder cambiarlo de color por completo.

Las Páginas y los Tomos ayudan a los artesanos a profundizar en los secretos de su oficio, permitiéndoles producir increíbles nuevos objetos. Están disponibles en los niveles de dificultad avanzados, pero no son necesarios para crear objetos en el modo normal.

Hallazgo Mágico

Hallar más y mejores objetos mágicos es crítico para superar los desafíos que se te presenten y derrotar a tus enemigos, en especial en dificultades más altas. El hallazgo mágico es una propiedad única de objetos que te será muy útil. Podrás darle seguimiento en el menú Inventario (Inventario > Detalles > Aventura).

¿Pero qué significa en realidad?

El hallazgo mágico afecta la calidad de los objetos que obtienes al matar enemigos (pero no al abrir cofres de tesoro, romper vasijas, revisar estantes de armas, o interactuar con otros elementos del entorno). Dicha estadística no constituye la probabilidad de obtener más objetos cuando mates algo, sino que incrementa la probabilidad de que el objeto que caiga sea mágico y más potente de lo que podría ser si tu hallzgo mágico fuese mínimo.

Cuando un monstruo tire un objeto, Diablo III determinará su calidad de manera aleatoria a partir de una tabla que incluye la calidad del objeto y los afijos presentes en el mismo. El juego “tira dado” de manera aleatoria para cada propiedad en la tabla con el fin de determinar qué afijos recibirá el objeto. Tu cifra de hallazgo mágico se aplicará como bono a dichos tiros de dado.

Por ejemplo, si un monstruo tiene 4% de probabilidad de tirar un objeto raro con 6 afijos y tú tienes +50% de hallazgo mágico, la probabilidad de que caiga dicho objeto ahora será de 6%.

La calidad de los objetos se determina de la siguiente manera:

  • Legendario
  • Raro de 6 afijos
  • Raro de 5 afijos
  • Raro de 4 afijos
  • Raro de 2 afijos
  • Raro de 1 afijo
  • Objeto mágico

Según el ejemplo anterior, cuando el tiro de dado ‘falla’ la calidad más alta, el generador de objetos procede a la siguiente (en este caso verifica si obtuviste un objeto raro con 6 afijos, para luego revisar si fue de 5 y así sucesivamente). Tu bono de hallazgo mágico se aplica a cada tiro de dado. Si el mismo monstruo cuenta con 10% de probabilidad de tirar un objeto raro de 5 afijos y tienes 50% de hallazgo mágico, ahora tendrás 15% de probabilidad de obtener un objeto raro con 5 afijos.

Procs

¿Qué es un proc? Un proc es un efecto con una probabilidad para funcionar al utilizar un ataque o una habilidad. Algunas armas (y habilidades pasivas) funcionan a base de efectos proc.

Por ejemplo, la habilidad de algunas armas para causar retroceso es un proc. Ya que esta habilidad funciona a base de una probabilidad, no siempre causarás retroceso al utilizar dicha arma.

El coeficiente de proc ajusta la probabilidad que una habilidad pasada en procs funcione. Las habiliades con un coeficiente de proc de 1 realizan su efecto proc cada vez que golpean al enemigo. Las habilidades con un coeficiente de proc menor de 1 poseen una probabilidad reducida para realizar su efecto.

Otro ejemplo: Si equipas un arma con la habilidad de retroceso y utilizas la habilidad Misil Mágico (que posee un coeficiente de proc de 1) para atacar a un sólo enemigo en vez de utilizar Ciclón Energético (el cual posee un coeficiente de proc menor que 1), notarás una diferencia en la frecuencia con la cual causas retroceso.

¿Por qué algunas habilidades poseen un coeficiente de proc más bajo? Algunas habilidades, como Ciclón Energético, golpean a múltiples objetivos o causan daño continuamente, ofreciendo más oportunidades para realizar procs. Las habilidades con propiedades como múltiples golpes o daño por proximidad usualmente poseen coeficientes de proc menores para asegurar que otras habilidades permanezcan relevantes y divertidas.

Cargando comentarios…

Ocurrió un error al cargar los comentarios.