Alquimia

Los Alquimistas usan hierbas para crear extraños brebajes mágicos que sanan, fortalecen y producen toda una gama de efectos positivos como: invisibilidad, resistencia elemental, recuperación de maná y mucho más. También pueden transmutar materiales místicos a nuevas y exóticas formas. Gracias a su capacidad de crear consumibles valiosos (objetos de un solo uso), los Alquimistas son muy útiles para grupos y raids. Asimismo, con su habilidad para crear materiales raros, los Alquimistas pueden obtener mucho dinero, ayudar en la creación de poderosas armas y armaduras, e incluso influir en la economía de Azeroth.

Podrás crear la mayor parte de los brebajes alquímicos en cualquier parte, siempre y cuando tengas los componentes necesarios; suministros que puedes conseguir con los vendedores, obtener a través del comercio con otros jugadores o hallar en el mundo.

La Alquimia usualmente se complementa con la Herboristería, ya que necesitarás las hierbas que encuentres en el mundo para crear la mayoría de las mezclas alquímicas.

Conforme progreses en el arte de la alquimia, tendrás la oportunidad de escoger una especialización. Después de completar una misión única, podrás especializarte en Transmutación, Pociones o Elíxires. Un Alquimista especializado tiene la probabilidad de obtener extras en lo que compete a su campo.

Instrucciones
  • Paso 1
    Obtén los ingredientes para la receta que desees crear. Puedes revisar la lista en tu menú de profesiones.
  • Paso 2
    La mayoría de las recetas alquímicas necesitan hierbas (que podrás hallar en el mundo o adquirirlas en la casa de subastas) y algunas requieren materiales especiales (como contenedores) que, usualmente, podrás adquirir con un vendedor de objetos comerciables.
  • Paso 3
    Para crear tu mezcla, sólo elige 'alquimia' en tu menú de profesiones, selecciona la receta que desees, especifica la cantidad de pociones u otros brebajes y haz clic 'crear'.

Cargando comentarios…

Ocurrió un error al cargar los comentarios.