Horado Rajacieno

Hace diez mil años, durante la Guerra de los Ancestros, el poderoso semidiós Agamaggan enfrentó a la Legión Ardiente. Aunque el colosal jabalí cayó en la lucha, sus actos ayudaron a salvar a Azeroth de la ruina. Sin embargo, en los puntos en que cayó su sangre, surgieron eventualmente masivas enredaderas repletas de espinas. Los jabaespines, que se cree son los descendients mortales del gran semidiós, ocuparon estas regiones y las consideran sagradas. El corazón de estas colonias tien el nombre de Rajacieno.

Gran parte del Horado Rajacieno fue conquistado por la vieja bruja Charlga Filonavaja. Bajo su reinado, los chamánicos jabaespín atacan a las tribus rivales así como las aldeas de la Horda. Algunos especulan que Charlga ha efectuado negociaciones con los agentes de la Plaga, aliando así a su confiada tribu con las filas de los no muertos para algún propósito insidioso.