Las tensiones exacerbadas por la arrogancia de Garrosh Grito Infernal han alcanzado el cenit con la destrucción desatada en el Valle de la Flor Eterna. ¡Los líderes de la Horda y la Alianza asedian la capital de Grito Infernal para derrocar a este despiadado Jefe de Guerra de una vez por todas!