Esta tortuga gigante, moradora antigua de las Cuevas de los Lamentos, vaga por las cavernas subterráneas sin que su mente haya sucumbido a las pesadillas constantes de Naralex. Que no te engañe su actitud despreocupada; Kresh ha acabado con muchos aventureros que deseaban robar su enorme caparazón.